gente-paseando-en-granada

Andalucía se prepara para la llegada de nuevas medidas restrictivas con el fin de detener la crecida de la tercera ola de la pandemia del coronavirus. Tras la reunión del Comité de Expertos autonómico de este viernes 15, se prevé la aprobación de nuevas limitaciones en cuanto a la movilidad o a las actividades no esenciales que entrarán en vigor el lunes 18.

Como ya avanzó el consejero de Salud, Jesús Aguirre, la preocupación del equipo de Gobierno ante el elevado aumento de casos positivos en Andalucía es la razón por la que se van a aprobar nuevas medidas tan solo una semana después de llevar a cabo las últimas.

Así, se espera que la comunidad adopte novedades con respecto al cierre perimetral. Actualmente, las entradas y salidas de Andalucía están restringidas a asuntos de causa mayor. Sí que se permite la movilidad entre municipios y entre provincias con total libertad. Se espera que la Junta prohíba estas últimas pero que mantenga la movilidad dentro de una misma provincia.

Como se ha demostrado anteriormente, el Ejecutivo ha apostado en la ‘nueva normalidad’ por aplicar limitaciones de manera gradual, por lo que una restricción tan severa sorprendería si se toma de golpe. También está sobre la mesa una modificación del toque de queda, algo que afectaría de lleno a la hostelería y al comercio.

A día de hoy, la restricción de movilidad nocturna está comprendida entre las 22 y las 06 horas de la madrugada. Una ampliación conllevaría la alteración de la actividad de los establecimientos hosteleros y comercios andaluces, viéndose obligados a echar el cierre y finalizar su jornada antes de lo habitual.

Improbables restricciones

Está por ver si el Gobierno autonómico limita aún más el máximo de integrantes en reuniones o si decide pausar la docencia presencial en el ámbito académico. Por ahora, el presidente Juanma Moreno ha pedido “evitar las salidas y reuniones innecesarias”.