operacion-otrofrente

En el marco de la lucha contra el tráfico de marihuana en Granada, la Policía Nacional junto con el Servicio de Vigilancia Aduanera están llevando a cabo la “Operación Otrofrente”. Está coordinada por el Fiscal Delegado en Granada de la Fiscalía Antidroga con sede en Madrid, en la cual participan alrededor de 150 efectivos policiales sirviéndose de abundantes medios materiales, incluidos Medios Aéreos.

Durante el transcurso de la misma se ha realizado veinte registros en Granada, Almería y Maracena con el resultado de 16 individuos detenidos y la incautación de alrededor de 600.000 euros en metálico, además de importantes cantidades de marihuana, varias armas, vehículos de alta gama, aparatos electrónicos de última generación, útiles para la transformación de la droga y abundante documentación. La investigación sigue en curso y no se descartan nuevas detenciones. La autoridad judicial ha decretado el secreto del sumario.

Alrededor de 150 efectivos y abundantes medios materiales

La Policía Nacional ha desarrollado desde primeras horas del día de este martes 23 de noviembre, junto con agentes del Servicio de Vigilancia Aduanera, una importante actuación denominada “Operación Otrofrente”. En dicha operación han participado alrededor de 150 efectivos integrados por UIP (Unidades de Intervención Policial), UPR (Unidades de Prevención y Reacción), G.O.I.T. (Grupo Operativo de Intervenciones Técnicas), Medios aéreos, Guías caninos y Policía Judicial, contando además con la colaboración de personal de ENDESA en lo referente a la detección de las conexiones ilegales que sufre la red eléctrica.

Una veintena de registros en Granada, Almería y Maracena

La magnitud de dicho operativo de la Policía Nacional ha implicado el registro, tan sólo en Granada de 14 casas en la barriada de Haza Grande, además de haberse realizado otros cuatro registros en Maracena y dos en la provincia de Almería.

En la barriada de Haza Grande se han registrado algunas viviendas habitadas y otras muchas sin habitar dedicadas íntegramente al cultivo o la transformación de la marihuana, donde los agentes se han incautado de 600 plantas de esta especie, procedentes de varias plantaciones de interior, además de varios paquetes de polen de hachís y gran cantidad de picadura lista para empaquetar.

Junto a esta droga, los agentes se han incautado de abundante material para el envasado de los cogollos y picadura de esta especie, tales como bolsas para envasar al vacío, termoselladoras y balanzas de precisión. En otros registros practicados los policías y agentes aduaneros han intervenido tres pistolas y una escopeta recortada, varios relojes de alta gama y numerosas joyas. Entre los vehículos incautados figuran varios turismos de alta gama, numerosas motocicletas y dos quads. También se han intervenido varios aparatos tecnológicos como televisores y ordenadores.