metro-granada-energia-renovable

Hace ya cuatro años que se inauguró el metro de Granada. Y 4 años de la reivindicación de la conexión peatonal entre Granada capital y Armilla a través del PTS.

La alcaldesa de Armilla, Loli Cañavate, y la consejera de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio, Marifrán Carazo buscan solución a esto. Se han reunido esta semana para tratar diversos temas, pero lo que más les preocupa, es la ampliación de la red que tendría a Armilla como nodo de conexiones.

Proyectos Metropolitano

Cañavate expresó el apoyo del consistorio de Armilla, al proyecto presentado para ampliar el cinturón sur del metro granadino. Pero también reivindicó que la finalización de estas obras supondrán un gasto de 5,9 millones de euros.

FOTO: Photographers Media

Pero no se queda ahí, hay otra reivindicación por parte del Municipio, que el metro pase bajo tierra por la zona del PTS. Loli Cañavate le recordó a Carazo, que el proyecto ya estaba redactado y finalizado; contemplando la construcción de una vía ciclo-peatonal entre el Parque Tecnológico de la Salud y Armilla paralelo a las vías del metro de Granada.

En cuanto a lo anterior, la alcaldesa transcribió “sabemos que es una obra compleja pero prioritaria para la localidad por razones de seguridad”. Carazo respondió a esto que “su departamento estudiará la financiación de la obra y la ejecución de la misma lo antes posible”.

Finalmente el Ayuntamiento de Armilla expuso las obras pendientes que debe ejecutar la Junta de Andalucía que ascienden a un total de 5,985.619,5 euros. Mientras que Armilla ha aportado hasta la fecha un total de 4.256.957 euros. A éstos solos les queda la instalación de cámaras de seguridad y su sistema de gestión para garantizar la seguridad.

Además está pendiente la inclusión de una zona para uso del personal del Metropolitano en el Punto de Información al Usuario. Una reivindicación por parte del personal que trabaja en el Metro.