Son vacaciones de Semana Santa, pero a diferencia de otros años, no se puede aprovechar para ir a la playa. Para evitar que se produzcan desplazamientos innecesarios de ciudadanos insolidarios e irresponsables, la Guardia Civil y Policía Local de Almuñécar han intensificado los controles de acceso.

En apenas unas horas, las ocho dotaciones policiales que vigilan los accesos al municipio sexitano por la Autovía A-7, la Nacional N-340 y la autonómica JA-4050, han tramitado 147 expendientes sancionadores y se ha producido una detención.

Por su parte, la alcaldesa del municipio costero, Trinidad Herrera, “ha solicitado a la Subdelegación del Gobierno de Granada que imponga más control en el transporte por autobús a segundas residencias”, ya que muchas personas están aprovechando el medio público para escaparse a sus apartamentos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *