Diego Martínez habló en rueda de prensa sobre el encuentro que enfrentará mañana al Granada CF contra el RCD Mallorca en Son Moix. Los de Diego viajan con el trabajo hecho, mientras que el equipo bermellón, de perder contra el Granada, certificaría su descenso a Segunda División.

Vuelta al lugar del ascenso del año pasado: “Mallorca siempre va a ser especial para este club y este cuerpo técnico. Pero los sentimentalismos no te ayudan a competir ante un rival que se juega el todo por el todo y la permanencia. Necesitamos lo mejor del equipo, de forma individual y colectiva”.

Diferencias respecto al Mallorca del año pasado: “No son comparables. El Mallorca me ha gustado mucho. Ha mantenido sus señas de identidad y que ha competido muy bien. Los partidos en Primera se determinan por detalles y por momentos no se han visto favorecidos. Pero la Primera es así. Hay muchísima calidad y cualquier error te puede penalizar. Nos conocemos bien y sabemos que va a ser un partido de mucha dificultad”.

Estado físico: “Imagínate cómo estamos. Aprovechamos cada segundo para coger aire y recuperar. Tenemos que adaptarnos. Es una cuestión física y también mental. Este partido va a estar muy condicionado por el estado físico tanto en la alineación como en los cambios”.

Soldado, su ausencia contra el Real Madrid y su posibilidad para jugar mañana: “Está muy bien. Hay que ver cuánto ha jugado tras el confinamiento, todos los minutos que ha tenido. Roberto está muy bien. A partir de ahí, hacemos las alineaciones pensando en lo mejor para el equipo en cada momento”.

Posibilidad de mantener los cinco cambios: “No sé. Mi nivel de fatiga y la de mi equipo es tan alto en este momento que no tengo criterio para valorarlo. Cuando acabe la competición lo valoraremos mucho mejor. Ahora mismo, si por mí fuera, haría cambios como en balonmano o baloncesto. Estamos tiesos”.

Halagos: “Los entrenadores dependemos de los equipos. Y cuando un equipo juega bien y compite, todos salimos reforzados. Pero no estoy del todo de acuerdo. Este equipo también ha recibido críticas. Los días de Eibar, Villarreal, Atlético de Madrid. Al principio de temporada también. Pero tanto en la crítica positiva como negativa, intentamos vivir con ella con absoluta naturalidad. Nosotros intentamos hacer nuestro trabajo lo mejor posible”.

El Mallorca muy exigido: “Lo que sé es que han ganado dos partidos de los últimos tres, que son muy competitivos, que juegan muy bien, con un gran entrenador, con jugadores como Pozo, Lago Junior, Kubo, Salva Sevilla, Dani Rodríguez. Va a ser un partido muy difícil seguro. Nos conocemos muy bien. Es verdad que nunca nos hemos enfrentado en estas circunstancias, pero va a ser una partido de muchísima exigencia.

¿Pensando en el futuro o centrados en los dos partidos que quedan?: “Te contesto muy gallego. ¿Tú qué crees? Después de tantas ruedas de prensa… Me quedo con una frase de Dusko Ivanovic, el entrenador del Baskonia de baloncesto. La nostalgia y la esperanza son dos grandes asesinos del presente. La nostalgia ya pasó y el futuro ya pasó. En ninguno de esos dos momentos tenemos incidencia, pero sí en el presente”.

Si los lesionados hubieran estado disponibles: “No lo pienso. Sería injusto con los que sí han estado y tan bien lo han hecho. ¿Me hubiera gustado contar con ellos? Por supuesto. Pero soy una persona que intenta adaptarse a lo que tenemos. Y no me gusta hacer cábalas. Sí es cierto y tengo que resaltar que el compromiso de jugadores como Montoro, que han dado la vida por el grupo y se han jugado su físico por el bien del equipo”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *