paco-cuenca

El Ayuntamiento de Granada culmina un plan de pacificación de la circulación del tráfico en el distrito de Zona Norte, donde, para mejorar la seguridad vial en la zona se han llevado a cabo una serie de intervenciones en materia de movilidad y accesibilidad, sobre todo, en las inmediaciones de algunos centros educativos del barrio.

El alcalde de Granada, Francisco Cuenca, en la visita que cada semana realizada a un barrio de la ciudad para conocer las peticiones y necesidades de los vecinos, ha explicado que con la intervención llevada a cabo en el entorno comprendido entre las calles Julio Moreno Dávila, Francisco de Paula, Enrique Jorquera y Juan Pedro Mesa de León, el equipo de gobierno atiende una “petición trasladada por los vecinos en la junta municipal de distrito hace tiempo”.

Las intervenciones ejecutadas han permitido la pacificación del tráfico en el entorno del Instituto de Educación Secundaria Cartuja donde se ha procedido a la semaforización en la intersección existente entre Camino de Alfacar con la calle Julio Moreno de Dávila.

Concretamente, se ha instalado en un paso de peatones existente dos báculos semafóricos, dotados de dos semáforos para vehículos, y una de viandantes, a la vez que se ha mejorado la señalización de suelo y se ha procedido a la implantación de un limitador de velocidad tipo “lomo de asno”.

Asimismo, se ha procedido a la mejora y reordenación de la señalización de suelo en las calles Francisco de Paula Valladar y Rodrigo de Triana y en las intersecciones de las calles Rodrigo de Triana y de Fray Juan Sánchez Cotán, donde se ha dispuesto una señal de stop en lugar del ceda al paso hasta ahora existente.
El plan se ha extendido también a la calle Rey Ben Ziri, con la calle Joaquina Eguaras, en el entorno escolar Arrayanes, donde se han instalado paños de barandillas de protección peatonal en el acceso a las escaleras del colegio para evitar el uso indebido por parte de vehículos de dos ruedas en la calzada.