El Excmo. Ayuntamiento de Ogíjares, por medio de su alcalde, Estefano Polo, ha emitido un bando municipal con diversas medidas con la que pretende hacer frente a la propagación del COVID-19. Dichas medidas estarán vigentes desde el viernes 16 de marzo hasta el 29 de este mismo mes.

La primera medida es el cierre de diversos espacios municipales como la piscina municipal, el pabellón y demás instalaciones deportivas, la guardería municipal, la escuela de música y danza, el salón de usos múltiples, el centro municipal de mayores, la biblioteca y el centro Padre Vidagort.

Además, se suspenden los actos públicos organizados por el ayuntamiento entre las fechas establecidas, talleres deportivos, culturales y cursos de formación, coloquios y charlas. También aquellos actos organizados por asociaciones, peñas y clubes y que se iban a celebrar en dependencias municipales, así como mercadillos o actividades formativas o lúdicas que supusieran aglomeraciones en la vía pública.

Por último, añade una serie de recomendaciones como evitar las salidas innecesarias del domicilio, acudir al médico únicamente en situaciones de urgente necesidad y hacerlo únicamente acompañado de una persona, extremar el lavado de manos, evitar los saludos acompañados de besos y mantener una distancia de un metro entre personas.