Liga adulterada fue tendencia en redes sociales durante la disputa del Real Sociedad – Granada. Los andaluces se presentaron en cuadro para la disputa del partido, con solo siete jugadores de la primera plantilla. Todos fueron titulares en San Sebastián.

El partido comenzó con el guión previsto, con la Real teniendo la posesión y embotellando al conjunto nazarí que aguantaba bien gracias al jovencísimo guardameta Ángel Jiménez. En un saque de esquina llegó el primer gol vasco con un Nacho Monreal que aprovechaba el error de Yan Eteki. El segundo fue obra de Oyarzabal desde el punto fatídico tras una mano absurda de Pepe.

Tras el descanso, Roberto Soldado y Robert Kenedy se quedaron en el vestuario. Eso suponía que el Granada estuviera con 5 hombres de la primera plantilla sobre el campo. Yan Eteki que no tuvo su mejor día, cometió un claro penalti sobre Guridi pero Ángel Jiménez le adivinó la intención a William José.

El Granada estuvo más de diez minutos incurriendo en alineación indebida tras sacar del campo a Jorge Molina y estar con cuatro futbolistas del primer equipo (Nehuén, Eteki, Darwin y Luis Suárez). Los donostiarras acabaron con diez jugadores tras la expulsión por roja directa de Le Normand por agarrar a Luis Suárez cuando se dirigía a portería. En el descuento el Granada tuvo oportunidad de recortar diferencias desde el punto fatídico pero Darwin falló.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *