El Granada comenzaba la segunda vuelta de la Liga Santander visitando al FC Barcelona en el Camp Nou en busca de una victoria histórica, ya que nunca ha podido ganar en ese feudo. Los visitantes le plantearon cara al campeón en su estadio, pero al final la calidad del Barcelona se impuso a un Granada que aguantó hasta donde pudo y terminó perdiendo por la mínima.

Martínez sorprendió en su alineación inicial con la entrada del cordobés Álvaro Vadillo en sustitución del almeriense Antonio Puertas y con Carlos Fernández liderando el ataque nazarí. Por su parte el cuadro catalán estrenaba técnico en la persona de Quique Setién, quién sustituyó a Ernesto Valverde en la semana y que tampoco podía contar con Luis Suárez debido a su lesión en la rodilla que lo dejará fuera de las canchas por 8 meses.

El partido empezó sin sorpresa alguna con un equipo blaugrana controlando las acciones de juego y la pelota en todo momento, tanto que a los 10 minutos tuvo la primera jugada importante en los pies de Ansu Fati después de un excelente servicio de Lionel Messi, pero el canterano mandó su disparo por encima de la meta de Rui Silva.

Pasaban los minutos y los nazaríes no encontraban la forma de bajarle las revoluciones al equipo local, un Barcelona que impuso su juego tradicional sin prestarle la pelota al Granada. Corría el minuto 21 cuando Ansu Fati tuvo su segunda oportunidad de cara al arco, pero en esta ocasión Foulquier estuvo muy atento para evitar que el nacido en Guinea rematará a portería.

Eran pocas las veces que el Granada podía acercarse a territorio culé, Carlos Fernández intentó un disparo desde fuera el área, pero su remate se fue muy desviado del arco del portero alemán Marc-André ter Stegen. Los andaluces trataban de aguantar los envites locales, sin embargo, era casi una misión imposible quitarle la pelota al Barça.

El panorama era muy claro, el Barcelona teniendo el control del partido y generando jugadas de peligro en el área nazarí y por otro lado, el Granada que aguantaba a capa y espada todos los intentos del cuadro blaugrana. Poco a poco la presión local fue minimizando y los nazaríes respiraban un poco jugando en campo contrario. El Barça no quería irse con las manos vacías al descanso, Jordi Alba aprovechó el espacio para sacar un gran servicio que llegó a los pies de Lionel Messi, sin embargo, su disparo se fue por un lado de la meta de Rui Silva manteniendo la igualdad en el marcador.

Los visitantes comenzaron con todo la segunda mitad en busca de un gol que les diera mucha tranquilidad, los nazaríes tocaron muy bien la pelota en el área de los catalanes, pero no lograron generar peligro en la meta de Marc-André Ter Stegen. Lionel Messi no se quiso quedar atrás y cogió una pelota en los linderos del área para sacar un disparo que se fue apenas desviado de la portería nazarí. A los 53 minutos, el mismo Messi habilitó a Arturo Vidal, pero la gran salida de Rui Silva evitó que pueda rematar a portería y su centro fue bien cortado por la saga visitante.

Al minuto 65 los visitantes tuvieron una gran oportunidad después de un gran disparo de Yan Eteki desde fuera del área que pegó en el poste de la portería blaugrana, en la mejor ocasión de los nazaríes en el partido. A raíz de esa jugada el Granada comenzó a coger confianza en el césped del Camp Nou. A  20 minutos del final, el partido dio un giro repentino en contra de los granadinos, Germán Sánchez se ganó su segunda tarjeta amarilla al derribar a Lionel Messi y dejaba en inferioridad numérica a sus compañeros.

Con la expulsión los granadinos se replegaron en defensa tratando de aguantar el vendaval de los locales, la presión era muy intensa por parte de los blaugranas y cada vez se acercaba más al gol. Faltaban 15 minutos cuando una gran combinación entre Antoine Griezman y Arturo Vidal le abrió la posibilidad a Lionel Messi de poner en ventaja al cuadro culé, el astro argentino esta vez no desaprovechó y colocó el balón fuera del alcance del guardameta Rui Silva para abrir el marcador en el Camp Nou.

El gol dejó helado a los andaluces que veían como su esfuerzo en todo el partido se quedaba sin recompensa. Los catalanes se apoderaron del balón y de las acciones del partido sobrellevándolo hasta el pitazo final del colegiado Valentín Pizarro Gómez. Este resultado mantiene al Granada en la décima posición de la clasificación general con 27 puntos y regresa al Barcelona a la cima. La próxima semana los andaluces visitan al Sevilla en el Estadio Ramón Sánchez Pizjuán.

Ficha técnica

Estadio: Camp Nou, Barcelona

Alineaciones

FC Barcelona: Marc-André ter Stegen, Jordi Alba, Pique, Samuel Umtitti, Sergi Roberto, Sergio Busquets, Ivan Rakitić (Riqui Puig), Arturo Vidal (Arthur Melo), Ansu Fati (Carles Pérez), Lionel Messi, Antoine Griezmann

Entrenador: Quique Setién

Granada CF: Rui Silva, Víctor Díaz, Germán Sánchez, Domingos Duarte, Dimitri Foulquier, Yan Eteki (José Antonio Martínez), Maxime Gonalons, Darwin Machís, Álvaro Vadillo (Antonio Puertas), Ramón Azeez (Yangel Herrera), Carlos Fernández

Entrenador: Diego Martínez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *