El Partido Popular en el Ayuntamiento de Granada denuncia la actitud de parálisis que demuestra el equipo de gobierno socialista en relación a la elaboración del presupuesto general del Consistorio para 2023.

Se trata de unas cuentas que urgen, puesto que hay que recoger las necesidades reales de las familias granadinas y las diferentes áreas municipales, y a las que, además, se suman gastos que no están contemplados, como el pago del 20%, del total del 50% de descuento en el bono del transporte público, mermando más aún el dinero público municipal.

El portavoz del PP en el Ayuntamiento, Luis González, ha tildado esta medida de “envenenada y con truco porque aparentemente beneficia a los granadinos en el día a día de sus desplazamientos, pero incide a la larga en las ya maltrechas arcas municipales, peso que soportan los ciudadanos”.

Luis González preguntará en el próximo Pleno “qué acciones se están llevando a cabo por las áreas responsables para poner al día las necesidades económicas del Ayuntamiento”, y ha recordado “las carencias en la redacción presupuestaria de 2022, con constantes modificaciones de crédito, porque no recogía todas las realidades económicas y los intereses de los granadinos, como consecuencia del pacto con Unidas Podemos”.

Gestión de Granada

El edil popular ha criticado que el socialista Paco Cuenca sigue “sin gestionar eficazmente la ciudad, sino para sí mismo los logros de otros equipos de gobierno y otras administraciones, incluso lanzando a los medios de comunicación cifras disparatadas y sin ningún sentido de la lógica, en una carrera desesperada por hacer méritos ante el temor de ser desbancado del sillón de regidor en breves meses”.

Foto: Ayuntamiento de Granada

Así, el portavoz del PP ha indicado que el Ayuntamiento está inmerso en un Plan de Ajuste muy exigente y responsable, que se prolonga en el tiempo, un plan que, hay que recordar, fue votado en contra por el partido socialista, que ahora se arroga los éxitos económicos de este Plan que estará en vigor hasta que no venza la amortización de la deuda financiera en 2033 y no es en el 2023 como dicen los socialistas”.

González ha explicado que este Plan conlleva el cumplimiento obligado de parámetros, como “la mejora sustancial del periodo medio de pago, que ahora ronda los 95 días y debe llegar a 30 a finales del año que viene; o como la eliminación del remanente negativo de Tesorería, unos -50 millones de euros”.

La economía del Ayuntamiento

El edil popular ha desgranado que la situación real de la economía municipal, que Paco Cuenca se empeña en esconder “mintiendo a los granadinos”: la aportación municipal correspondiente a los fondos europeos Next Generation o a los Edusi; o el pago de los proyectos vinculados al Plan Alhambra; o el incremento del 3,5% de los gastos del personal municipal; o reflejar el descenso de los impuestos municipales; o los incrementos en los contratos municipales de mantenimiento, que tendrán que recoger los aumentos derivados de la inflación, consecuencia de la nefasta política económica de Pedro Sánchez, con la complicidad de Paco Cuenca.

Foto: Ayuntamiento de Granada

Luis González ha incidido en la “irresponsabilidad y la poca capacidad del PSOE, que viene a confirmar que lo que le interesa al señor Cuenca es lo mismo que al señor Sánchez, el presente inmediato, la defensa de su sillón aún a costa de la imagen misma de la ciudad, con el consiguiente endeudamiento futuro de la misma”.