Mariano Gracia

El parlamentario andaluz por el PP, Mariano García, acompañado de la presidenta del PP bastetano, María José Martín, y el diputado provincial, Eduardo Martos, ha acudido hoy a Baza para explicar a vecinos y diferentes colectivos, como la asociación de empresarios, de agricultores y de ganaderos, la repercusión y el impacto de la sexta bajada de impuestos que ha llevado a cabo el Gobierno de la Junta de Andalucía de Juanma Moreno, que supondrá el ahorro de 2,1 millones de euros en la comarca.

Mariano García ha expuesto que “las tres bajadas de impuestos que ha tenido recientemente la Junta de Andalucía han consistido en la bonificación del Impuesto de Patrimonio; por otro lado, la deflactación de los tres primeros tramos del IRPF; y, por último, la suspensión del canon del agua para el año 2023.

Mariano García ha trasladado que “desde la Junta de Andalucía vamos a seguir trabajando para paliar los efectos que tiene la inflación y la subida de precios y vamos a seguir pidiéndole al Gobierno de España de Pedro Sánchez que baje el IVA de productos básicos de primer orden, como los alimentos de primera necesidad, del 10% al 4%”.

Además, ha agregado García, “vamos a seguir peleando para que el Gobierno socialista de España no deje sola a la Junta de Andalucía de cara a realizar inversión en obra hidráulica que venga a paliar los efectos tan desfavorables que está teniendo la sequía.

Mariano Gracia
Foto: Junta de Andalucia

La Bonificación del Impuesto de Patrimonio

Por su parte, la presidenta del PP bastetano, María José Martín, ha explicado que la bonificación del Impuesto de Patrimonio “va a facilitar que lleguen nuevos contribuyentes y nuevos inversores y además no se reducirá la recaudación, puesto que los mismos van a contribuir con otros impuestos como el IRPF o el IVA; también se ayudará al 82% de las familias con rentas medias y bajas, porque deflactar los primeros tres tramos del IRPF con rentas hasta 35.200 euros supone que esas familias.

María José Martín ha señalado que “vamos a convertir Andalucía en la segunda comunidad con menos presión del IRPF, lo que está redundando, a su vez, en la generación de empleo, atrayendo inversión y consiguiendo lo que hemos visto con las distintas bajadas de impuestos anteriores, donde se aprecia que, a pesar de que se ha disminuido el Impuesto de Donaciones y Sucesiones en un 99%, en Andalucía han aumentado los contribuyentes en 280.000 y se han recaudado 1.100 millones de euros más”.

Por último, el diputado provincial popular Eduardo Martos, ha transmitido “el compromiso de Juanma Moreno y del PP con esta bajada de impuestos que incumbe, sobre todo, a las clases medias y las familias más vulnerables de Andalucía”.