raca-ucam

El Grupo Hafesa Granada afrontaba en la tarde-noche del miércoles un encuentro vital para su objetivo de alcanzar los primeros puestos de la tabla. El duelo ante el UCAM Primafrío Jairis se antojaba complicado e intenso y cumplió con las expectativas. En los primeros diez minutos del partido, se vio un continuo intercambio de golpes que no dejaban un líder claro en el marcador.

Cada jugada era una batalla feroz por evitar que el rival anotase. Con las primeras rotaciones y, en especial, con la entrada de Rebeca Rodríguez a pista, las rojillas tomaron levemente la delantera y cerraron el primer cuarto con una mínima ventaja en el luminoso (15-14).

La clave para conseguir la victoria volvía a estar en la defensa. La dupla formada por Andrea Alcántara y Carmen García dominó sobre la pista en los primeros compases del segundo periodo. La base firmó grandes minutos liderando el ataque y aumentando un poco más la ventaja en el electrónico (20-16). Por su parte, García, emparejada con Marta Miscenko (exjugadora del Grupo Hafesa Granada), consiguió frenar a la letona, que se había convertido en la principal referencia del ataque murciano.

Con el paso de los minutos, las visitantes lograron darle la vuelta al parcial para colocarse cinco puntos por delante, pero la aparición de Ornella Santana en el juego truncó los planes de las de Víctor Verdú. La argentina logró un 2+1 vital para las suyas a falta de 30 segundo para el descanso que permitió al Grupo Hafesa Granada recuperar el liderazgo en el marcador, una posición que ya no abandonaría en el resto del encuentro (31-29).

Las de Maribel Piñar estaban haciendo una gran actuación en la labores defensivas, muestra de ello son los tan solo dos rebotes defensivos que capturaron las murcianas en los primeros 20 minutos de partido. Aun así, aún había que dar un paso más para poner tierra de por medio en el resultado. El UCAM lo seguía intentando e incluso llegó a colocarse a tan solo cinco puntos de diferencia. Sin embargo, la presencia de Rebeca Rodríguez y de Marina Gea peleando cada balón y luchando hasta el final por seguir sumando puntos a su casillero permitió que el Grupo Hafesa Granada se marchase a los últimos diez minutos con siete puntos de ventaja (47-40).

La guinda del Raca

Con la igualdad ya rota, el objetivo del Grupo Hafesa Granada se centraba en, como mínimo, mantener la renta conseguida. Las rojillas continuaron con su férrea defensa. Acercarse a su aro era casi misión imposible para las murcianas. Ornella Santana se convirtió en la protagonista del juego en los primeros compases del último cuarto. Cada balón que pasaba por las manos de la argentina acababa en canasta, llegando así hasta los nueve puntos consecutivos para colocar el 62-47 en el luminoso.

Con los 15 puntos de ventaja para el Grupo Hafesa Granada, el UCAM Primafrío Jairis desapareció por completo de la pista. El control del partido era de las locales. En cada ataque de las murcianas, siempre aparecía una de las rojillas para cortar la jugada y acabar llevándose el balón.

Finalmente, las granadinas sumaron una nueva y merecida victoria por 68 a 53. Además, las rojillas han cumplido un segundo objetivo que era llevarse el basket average al ganar por más de ocho puntos. Sin apenas tiempo para digerir el triunfo, el Grupo Hafesa Granada afronta su segundo partido de la semana en poco más de 48 horas.

El sábado 20 de marzo, a partir de las 19:00 horas, las granadinas visitarán al ISE Almería para disputar el encuentro correspondiente a la Jornada 25 de la Liga Femenina 2 y penúltimo de la temporada.