guardia-civil

Begoña Cervera, la mujer desaparecida en Sorvilán, ha sido hallada muerta. La vecina de la pedanía de Los Yesos tenía 50 años. Hacía más de 3 semanas que no se sabía nada de ella, concretamente desde el 26 de julio, que fue el último día en que se le vio con vida. En las últimas horas habían reforzado el dispositivo de búsqueda, un dispositivo que, lamentablemente, no ha servido para encontrarla sana y salva.

Fue la organización SOS Desaparecidos quien hacía pública, el pasado 12 de agosto, la desaparición de Begoña Cervera un cartel con su imagen. Tenían la esperanza, junto a sus familiares, de encontrarla con vida. Había sido la denuncia de la familia lo que había llevado a las fuerzas de seguridad a intensificar la búsqueda en el entorno. Se había movilizado incluso una unidad canina, un helicóptero y una embarcación de su Servicio Marítimo.

Solo una semana después, el cuerpo de la vecina de Sorvilán ha aparecido junto la autovía A7, entre Sorvilán y la playa de los yesos, el entorno en el que la mujer vivía. El cadáver se encontraba en avanzado estado de descomposición, síntoma inequívoco de que la mujer llevaba varios días muerta, incluso semanas.

Fuentes de las autoridades y fuerzas de seguridad no descartan que haya podido sufrir un accidente. Sin embargo, no quisieron aventurarse con ninguna hipótesis. La Guardia Civil está pendiente y a la espera de la autopsia que se le practicará al cuerpo de Begoña Cervera en el Instituto de Medicina Legal.