granada-centro

La provincia de Granada ha iniciado el mes de febrero con el levantamiento de las restricciones de la pandemia en una quincena de territorios. Entre ellos, once han vuelto a la normalidad tras finalizar el cierre perimetral impuesto hace dos semanas y tras mejorar su incidencia de contagios.

Así, los siguientes municipios han disminuido tal tasa por debajo de los 500 contagios, por lo que desde este lunes 1 de febrero quedan permitidas las entradas y salidas de sus fronteras. Estos son Albuñuelas, Benalúa de las Villas, Colomera, Cortes y Graena, Dehesas de Guadix, Fornes, Moraleda de Zafayona, Morelábor, Pórtugos, Quéntar y El Valle.

Por otro lado, otras localidades recuperan las actividades no esenciales a pesar de continuar confinadas perimetralmente. Es el caso de Calicasas, Capileira, Moclín y Montillana.

Este lunes el comité de Alertas de la Junta de Andalucía volverá a reunirse para evaluar la situación epidemiológica de cada provincia, así como de Granada. Por tanto, se espera que se decreten nuevos cierres perimetrales y nuevas suspensiones de las actividades no esenciales en diversos municipios.