Fundación Caja Rural Granada y la Asociación Almanjáyar en Familia (ALFA) han renovado su acuerdo de colaboración para poner en marcha el programa ‘Abierto por Vacaciones-Verano con Sabor’, cuyo principal objetivo es ayudar a las familias en el cuidado de sus hijos durante los meses de verano ofreciéndoles un espacio socioeducativo donde aprender herramientas educativas o emocionales para mejorar y crecer personalmente en un ambiente de convivencia positiva.

En total, 168 menores van a participar este 2022. El programa cuenta con un turno de mañana dedicado a actividades motivadoras, ampliación de conocimientos educativos, habilidades sociales o emocionales. Durante la tarde, la asociación cuenta con talleres de informática, aprendizaje basado en el juego, juegos acuáticos o actividades deportivas para mejorar sus habilidades sociales. Además, en esta edición se ha incorporado el acompañamiento a jóvenes de 16 a 19 años.

Por otra parte, la asociación organiza periódicamente actividades familiares para mejorar las relaciones intergrupales e interpersonales y estrechar lazos de unión entre los menores. Este verano también participarán las familias en las salidas con sus hijos y a todo ello se suma el aula matinal en horario de mañana para apoyarlos en sus estudios dentro de un programa que garantiza el acceso a los alimentos básicos.

Foto: Asociación Almanjáyar en Familia

Visita al campamento

La responsable de la Fundación, Poli Servián, ha realizado una visita a este centro donde ha mantenido un encuentro con su presidente, Juan Carlos Carrión y con algunos de los menores que se benefician de este proyecto.

Servián ha destacado la «encomiable labor que realiza Almanjáyar en Familia (ALFA) por las familias del barrio con distintos programas adaptados a su situación personal siendo esta organización un auténtico referente de la lucha por la mejora de las condiciones de vida de todo el distrito Norte». Por otra parte, ha mostrado su satisfacción por la renovación, un año más, de este convenio para colaborar con un programa «transformador» que prioriza la educación como vía «para erradicar las situaciones de vulnerabilidad y pobreza», ha dicho.