El reciclaje de aceite en Granada durante 2020, con 103 toneladas recogidas, se ha incrementado un 7% con respecto a 2019. Cuando se depositaron 96 toneladas en los 298 contenedores destinados al depósito de este residuo existentes en la ciudad. De los que 50 están instalados en la vía pública y el resto se hayan localizados en las sedes de las asociaciones de vecinos, los centros cívicos, comunidades particulares y equipamientos educativos.  

Así lo ha dado hoy a conocer la concejala de Medio Ambiente, Pepa Rubia. En un acto del taller de reciclado de aceite que el Ayuntamiento de Granada, junto con Inagra.

La concejala ha transmitido a los escolares participantes la importancia para el medio ambiente. “Dar una segunda vida a un residuo tan común en las casas como el aceite doméstico, con el que podemos hacer algo tan curioso como sales de baño aromáticas o velas. Así como hacer medallas con bricks o embudos con botellas de plástico”, ha explicado.

La edil les ha recordado que un litro de aceite tirado por el fregadero puede contaminar mil litros de agua. A la vez que ha explicado que una vez que los camiones de Inagra retiran los contenedores de aceite. Este residuo es trasladado hasta las instalaciones de un gestor autorizado, donde se limpia de impurezas para posteriormente valorizarlo transformándolo en biodiesel.