Alfacar ha sido el municipio elegido para llevar a cabo el homenaje a todas las víctimas de la Guerra Civil por sexto año consecutivo, en el marco del 84º aniversario del fusilamiento de Federico García Lorca. El parque que lleva el nombre del poeta ha tenido que reducir a menos de la mitad su aforo debido a la pandemia y se han tomado todas las medidas de prevención indicadas por la autoridad sanitaria para evitar contagios.

No obstante, el acto ha seguido un guión muy similar al de las últimas cinco ediciones. Se han llevado a cabo la tradicional ofrenda floral en el monolito situado junto al olivo y, posteriormente, en la plaza del Parque Lorca han intervenido algunas de las autoridades y los representantes municipales de toda la provincia

En nombre de las víctimas de la represión franquista, ha intervenido el decano de la Facultad de Ciencias Económicas, Rafael Cano Guervós, nieto del maestro Rafael Guervós Cantano, que fue fusilado en septiembre de 1936 en uno de los parajes entre Víznar y Alfacar.

Después, el grupo de jazz Alberto Conde Atlantic Trío ha sido el encargado de cerrar el acto con el trabajo ‘Federico García Lorca, un viaje del alma, una corriente’, en una actuación que, por primera vez, ha llevado este estilo musical al tributo de Lorca.

Al homenaje han acudido vecinos de Alfacar y de los pueblos cercanos, representantes de asociaciones de memoria histórica, y autoridades y representantes municipales de toda la provincia. De esta forma, la institución provincial consolida el formato, recuperado en 2015, que extiende el tributo al poeta a todos los asesinados durante el conflicto bélico y la represión posterior.

Dignidad, justicia y memoria para las víctimas

Durante su intervención, el presidente de la Diputación, José Entrena, ha hecho alusión a los enfermos y fallecidos por COVID19, y ha señalado que la pandemia “nos está cambiando como sociedad”. No obstante, ha dicho, “tenemos que seguir agarrados a aquello que nos hace perder el miedo, que nos hace seguir adelante”. Una de esas referencias es el recuerdo de Federico García Lorca, “que habita en un lugar donde no hay dolor, angustia o sufrimiento; hay  dignidad, hay justicia y hay memoria”. “Eso también nos inspira y nos ayuda a construir una Granada mejor”, ha subrayado.

Para el presidente, sigue siendo “muy importante” recordar, al menos una vez al año, “que este hombre fue asesinado. Decir una vez más que no desapareció durante la guerra, sino que lo mataron junto a otros muchos en todo el país. Por pensar como pensaba y por ser como era“. “Porque la intolerancia y la brutalidad salieron victoriosas. El odio y el rencor se llevaron por delante la vida de miles de personas que defendían la libertad y la democracia republicana”, ha señalado.

Entrena ha insistido en que muchas de estas personas, como Lorca, “aún siguen en esos agujeros oscuros. No habrá justicia real hasta que no se abra la última fosa y se dé una sepultura digna a las víctimas del franquismo”.

“Este país necesita seguir construyendo una memoria democrática y eso no lo conseguiremos con aspavientos ni con disputas, sino con el conocimiento sereno de nuestra propia historia”. El “cruel” asesinato de Federico García Lorca es, según Entrena, “una razón más para dejar entrar la luz de la verdad y asumir nuestro propio pasado”. “Eso es lo que nos permitirá seguir avanzando”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *