Presión sin fianza. Es lo que ha solicitado la Fiscalía de Madrid para el bailaor granadino Rafael Amargo y su pareja Luciana Bongianino. Ambos fueron detenidos en la tarde del pasado martes, día 1 de diciembre, junto al productor de Amargo y un amigo de su círculo cercano. La operación fue calificada como Corax y fue desarrollada por el Grupo de Estupefacientes de la Policía Nacional por petición de la Fiscalía Antidroga y el Juzgado de Instrucción número 48 de Madrid.

En el desarrollo de la mencionada Operación Corax, fueron registradas las viviendas del bailaor de Valderrubio y de Eduardo de los Santos, su productor. Durante la intervención policial, se incautaron casi un centenar de gramos de metanfetaminas, así como dinero en efectivo y varios teléfonos móviles.

Cándido Conde-Pumpido, abogado del granadino, alegó que las cantidades de droga encontradas en el domicilio de Amargo no exceden las de consumo propio, pero la acusación es de tráfico de drogas y pertenencia a organización criminal. Además, el abogado criticó el trato recibido por su cliente, ya que no pudo tener su primer contacto con él hasta el miércoles por la mañana, después de que se produjeran los pertinentes interrogatorios.

Hay que recordar que Rafael Amargo estaba a punto de estrenar “Yerma” una nueva obra basada en la obra teatral de Federico García Lorca. El Teatro de la Latina, lugar donde iba a representarse la obra, se ha visto obligado a suspender la primera función del espectáculo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *