La Fundación CB Granada ha vuelto a la actividad deportiva junto a los jóvenes y niños de su cantera. Lo ha hecho totalmente adaptada a los nuevos tiempos que corren, instalados en la ‘nueva normalidad’.

Durante cuatro semanas, más de 200 niños entrenarán a las órdenes del club rojinegro con un trabajo físico y técnico específico. En las sesiones participarán dos grupos de 8 o 9 niños cada uno, que se dividirán el trabajo de pista y de físico para no coincidir sobre la cancha y para poder respetar los distanciamientos exigidos.

La crisis sanitaria ha obligado a muchos profesionales a reinventarse para retomar sus actuaciones, y la Fundación no ha sido una excepción. ‘Reinventarnos unidos’ es el lema de este campus que busca fomentar la práctica baloncestística con seguridad. Se evitarán los contactos, se realizarán pruebas de temperatura en la entrada y cada niño contará con su propio balón.

“Nuestra primera linea de ataque siempre han sido los niños”, asegura Óscar Fernández – Arenas, el presidente del club. Este campus de entrenamiento pretende “ensayar cómo serán los entrenamientos una vez que retomemos la próxima temporada en el mes de septiembre” para acostumbrar a las jóvenes promesas del equipo a las sesiones de la ‘nueva normalidad’.

Los jóvenes se distribuirán entre el Palacio de Deportes, el Pabellón Veleta y el colegio ‘El Carmelo’ para llevar a cabo esta actividad. En caso de ser canterano federado, el niño disfrutará de tres sesiones -lunes, miércoles y viernes- de hora y media cada una. En caso de pertenecer a las escuelas del club, el joven se ejercitará en dos sesiones -martes y jueves- de dos horas cada una.

“Van a ser mejores jugadores”

El alcalde de Granada, Luis Salvador, no ha querido perderse el regreso de los jóvenes de la Fundación. “Está claro que nos tenemos que reinventar. De ahí, el lema “Reinventarnos unidos” es acertado. Siempre podemos conseguir mejorar. Estos niños antes venían como un campamento. Ahora van a tener jornadas de tecnificación individual que les van a venir fenomenal”, asiente el primer edil.

“Así es como de verdad se aprende y se mejora. Los niños van a recibir una mejor formación, que les puede hacer mejores jugadores, cultivando el esfuerzo y trabajo que implica el deporte y volcándolo en el trabajo en equipo que tanto necesitamos en la actualidad”.

“Pronto comenzaremos a preparar la próxima temporada. La Fundación va a contar con todo nuestro apoyo desde el Ayuntamiento. Porque Granada es ciudad de baloncesto”, sentencia Salvador.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *