La mascarilla será obligatoria en todos los espacios abiertos incluidas las playas. Para ello no importará la distancia de seguridad. Será obligatoria en todos y cada uno de los casos. Así lo dispone el Gobierno de España en la medida publicada en el Boletín Oficial del Estado en el día de ayer. Sin embargo, la medida será revisada por el Consejo Interterritorial de Salud y puede estar sujeta a matices.

Hasta el momento, la mascarilla solo era obligatoria en caso de no poder mantener la ya famosa distancia de seguridad. Ahora, esa excepción desaparece y su uso será de obligado cumplimiento, aunque no haya nadie a nuestro alrededor. Tal y como publica el BOE, la mascarilla se deberá usar “en la vía pública, en espacios al aire libre y en cualquier espacio cerrado de uso público o que se encuentre abierto al público”.

Obviamente, la mascarilla también seguirá siendo obligatoria “en los medios de transporte aéreo, marítimo, en autobús, o por ferrocarril, así como en los transportes públicos y privados complementarios de viajeros en vehículos de hasta nueve plazas, incluido el conductor, si los ocupantes de los vehículos de turismo no conviven en el mismo domicilio”.

La medida ha causado mucha controversia, ya que gran parte de la opinión pública ve esto como una medida recaudatoria y no sanitaria. El propio Fernando Simón, la cara visible de la lucha contra la pandemia en nuestro país, reconocía hace unos días que “la mascarilla no es clave para controlar la transmisión”, aunque sí es algo importante.