Agentes de la Policía Nacional han detenido en Motril a un varón de nacionalidad albanesa de 23 años sin antecedentes policiales en el territorio español. Tenía en vigor una reclamación judicial internacional dictada por un juzgado austriaco en Eisenstadt motivada por delitos de robo con fuerza en domicilios. Posteriormente se intervino una pistola en la plaza de garaje que ocupaba el vehículo que conducía dicho individuo cuando fue detenido.

Agentes de la Policía Nacional adscritos al Puerto de Motril observaron un vehículo de alquiler de alta gama. Viajaban dos varones a los que realizaron un control selectivo. Durante la identificación, uno de ellos resultó tener en vigor una reclamación judicial internacional grabada por la Oficina SIRENE.

El motivo de la resolución judicial pretendía la comparecencia
del sujeto ante el juzgado. Como presunto autor de numerosos robos en domicilios a los que habría accedido tras forzar ventanas y puertas y de los que sustrajo enseres. Algunos de estos robos se habían perpetrado en grado de tentativa, sin llegar a apoderarse de ningún objeto. Pero habiendo iniciado las acciones para perpetrar los robos, estando reclamado también por allanamiento de morada. Además tenía en vigor una averiguación de paradero decretada por Alemania.

Posteriormente agentes de la Brigada de Seguridad Ciudadana recibieron
cierta información sobre el hallazgo de una pistola escondida en una
plaza de garaje
. Ahí se encontraba estacionado el vehículo de alquiler
en el que viajaban ambos varones. Lo que motivó el inicio de
investigaciones en ese sentido, que continúan abiertas.