policial

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Granada a un varón de 24 años de nacionalidad marroquí, con antecedentes policiales como presunto autor de los daños ocasionados en los espejos retrovisores exteriores de 13 vehículos que se encontraban estacionados en la vía pública. El suceso ocurrió de madrugada en el Distrito Sur de la capital.

Localizado por los agentes gracias a una llamada al CIMACC-091

Pasaban las cinco de la madrugada cuando los operadores de la central CIMACC-091 atendieron una llamada en la que un testigo presencial dijo haber visto a un varón fracturando los espejos retrovisores de los vehículos estacionados que iba encontrando a su paso.

Los agentes se dirigieron hacia el Distrito Sur de la capital y en la zona señalada, localizaron a un varón, con las mismas características físicas aportadas por el testigo, el cual se encontraba junto al último de los vehículos dañados. El hombre dijo ser el causante de los destrozos en los vehículos, sin que mediara motivo alguno para ello.

policial
Foto: Policía Nacional

Una tablet intervenida al detenido pocas horas antes

Con esta misma persona ya habían tenido una actuación policial esa misma noche, sobre las 23.00 horas cuando lo identificaron portando una tablet cuya procedencia dijo desconocer, la cual le fue intervenida, motivo por el que los agentes se encuentran haciendo gestiones para localizar a su propietario.

La reparación de los daños en los espejos incrementó su cuantía por el hecho de que muchos de ellos son eléctricos, oscilando la mayoría entre los 250 y los 300 euros cada uno.

El detenido ya ha pasado a disposición de la autoridad judicial.