Como se viene haciendo desde que se decretó el Estado de Alarma el pasado 14 de marzo, la Policía Nacional intensificará los controles para evitar la fuga masiva de personas y vehículos desde hoy mismo. La idea es aplicar las medidas establecidas en el Real Decreto 463/2020, modificado por el Real Decreto 465/2020 por el que se declaró el estado de alarma y cuyo objetivo es contener la crisis sanitaria provocada por el coronavirus.

César Díaz, concejal de Protección Ciudadana de Granada, confirmaba los datos y mostraba esta preocupación a Radio Marca Digital: “Estamos en las puertas de un nuevo fin de semana. No es motivo para desplazarse a una segunda vivienda”. Y ante la cuestión fácil de si se intensificarán controles, la respuesta era clara: “Sí, tenemos concertado con la Guardia Civil un programa muy completo y también con Policía Nacional para controlar salidas al exterior. Están prohibidos los desplazamientos a la zona costera. Va a haber un control muy exhaustivo para devolver a Granada con sanción incluida a todas aquellas personas que intenten realizar un traslado no justificado”.

Entre seis y ocho mil vehículos menos en la circunvalación

Lo que es evidente es que la circulación ha caído en correspondencia con que los ciudadanos ya no se pueden desplazar a no ser que trabajen en centros hospitalarios. Por eso ha caído el movimiento dentro de la ciudad y en la circunvalación. Así lo muestran los datos, tal y como asegura Díaz: “Hemos bajado de una intensidad media 150.000 vehículos diarios en la circunvalación a aproximadamente 6000-8000. La caída es muy significativa. En la ciudad hay ahora no más allá del 5-8% de los movimientos habituales”.

A cumplir con la ley ayudan, entre otros, los agentes de la Policía Nacional que trabajan cada día para hacer cumplirlas medidas establecidas que derivan del estado de alarma originado por el Covid-19. Queda por tanto prohibido el traslado a segundas residencias bajo ninguna circunstancia.

Se apela a que la solidaridad de la sociedad permaneciendo en sus domicilios y limitando sus movimientos, evita el contagio de las personas más vulnerables.

Por tanto, se van a vigilar el mayor ratio posible para hacer cumplir la estricta norma de permanecer en sus residencias habituales. Y se hará
mediante la realización de dispositivos de control en numerosas vías públicas e infraestructuras de comunicaciones como puertos, aeropuertos y
estaciones de autobuses o trenes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *