En el marco de la lucha contra el tráfico de marihuana en la zona norte, la Policía Nacional de Granada se está llevando a cabo la Operación Palanquilla en la cual participan más de 100 efectivos policiales sirviéndose de abundantes medios materiales, incluidos medios aéreos.

Durante el transcurso de la misma, se ha realizado el registro de más de veinte locales y siete interiores no habitados, habiéndose incautado de 2.500 plantas de marihuana. La operación sigue en curso.

Los más de 100 efectivos que participan en la Operación Palanquilla pertenecen a UIP (Unidades de intervención policial), UPR (Unidades de prevención y reacción), medios aéreos y Policía Judicial. Además, cuentan con la colaboración personal de ENDESA en lo referente a la detección de las conexiones ilegales que sufre la red eléctrica.

La magnitud de dicho operativo de la Policía Nacional ha implicado el registro de una manzana completa, constituida por varios bloques de viviendas e interiores deshabitados, de una de las principales calles de la zona norte de la capital. Concretamente, se han registrado más de 20 locales, muchos de ellos anexos a los bajos del edificio, los cuales no contarían, además, con los requisitos legales para su edificación.

Otro grupo de locales se encontraban en los sótanos de los bloques, accediendo a ellos a través de los patios interiores. En muchos de estos locales se han llegado a encontrar hasta tres puertas custodiando el acceso a las plantaciones ilegales. Por lo que respecta a los bloques, se han inspeccionado un total de siete interiores no habitados, habiendo encontrado plantaciones en distinto grado de desarrollo en seis de los mismos.

2.500 plantas de marihuana y enganches ilegales

En total, se han incautado 2.500 plantas de marihuana distribuidas en locales y habitaciones de interiores no habitados y dedicados exclusivamente a esta actividad ilícita. Todas las plantaciones disponían de la infraestructura necesaria para favorecer el crecimiento de dichas plantas.

Debido a los requerimientos energéticos de las mismas, han sido cuantiosos los enganches ilegales detectados por ENDESA. Aunque por el momento no ha habido detenidos, la operación sigue abierta y no se descarta la realización de detenciones en un futuro próximo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *