La macrofiesta de la que surgió un brote a gran escala que ha afectado a prácticamente todos los puntos de España dio como resultado el confinamiento obligado de la mayoría de los jóvenes que acudieron. Ahora, días después, los andaluces que cumplían allí la cuarentena, regresan a casa.

Así lo ha confirmado Indalecio Sánchez-Montesinos, delegado de Salud en Granada. «La Junta ha ofrecido a las familias de los 150 jóvenes, de los cuales 27 de Granada, su traslado en autobús desde el puerto de Valencia», aseguraba el encargado de salud en nuestra provincia.

Hay que recordar que «estaban confinados tras haber dado negativo y regresarán a su domicilio para continuar con la cuarentena obligatoria como marca el protocolo». La Junta, para su seguridad, «ha dispuesto cuatro autobuses y una unidad móvil que les realizará test de antígenos nada más llegar el puerto de Valencia. Esta contará con un equipo médico y una ambulancia del 061».

Por último, Sánchez-Montesinos ha querido recomendar «a los jóvenes y sus familias que utilicen este servicio para garantizar su seguridad». Así pues, los jóvenes granadinos estarán de regreso en sus casas antes de que finalice el día de hoy, jueves 1 de julio.