Uno de los asuntos que tiene que resolver la dirección deportiva del Granada CF tras el final de esta brillante temporada es el de los cedidos. Y no nos referimos a los jugadores que han jugado a préstamo en la plantilla nazarí en esta campaña 2019-2020, que también, sino a los que pertenecen al club rojiblanco y han disputado esta campaña que acaba de finalizar lejos de Los Cármenes.

No son demasiados, tan solo dos, pero son dos jugadores con los que a priori no se cuenta y el Granada CF deberá resolver su futuro. Se trata de Bernardo Cruz, llegado en enero de 2019 procedente del CD Lugo, y de José Antonio González, que formase parte de la primera plantilla la temporada pasada. Ambos vienen después de no cumplir los objetivos con sus respectivos equipos, ya que el primero ha descendido con el CD Numancia a Segunda B y el segundo no ha logrado recuperar la categoría de plata con el Córdoba CF. Los dos finalizan contrato el 30 de junio de 2021, es decir, les resta una temporada. Ninguno de los dos han felicitado al Granada por su éxito europeo.

En el caso de Bernardo Cruz, comenzó la temporada jugando en la AD Alcorcón con el que únicamente ha disputado 328 minutos repartidos en 4 encuentros. En Navidad hizo las maletas y se fue a Soria para jugar en el conjunto numantino. Con el club de Los Pajaritos incrementó algo su número de minutos, aunque no demasiado. En el equipo castellano leonés ha jugado un total de 525 minutos en 7 partidos.

Por su parte, José Antonio González ha disfrutado de un número de minutos más elevado que el de quien fuera su compañero el año pasado, pero que tampoco le han servido para alcanzar el objetivo del ascenso a Segunda División con el Córdoba. El ex jugador del Recreativo Granada ha jugado 1220 minutos repartidos en 20 partidos y ha visto 4 amarillas. El jugador ya dijo en una entrevista en Radio Marca Córdoba que no sabe qué pasará en el futuro.

Así pues, Fran Sánchez tendrá que trabajar para tratar de retener a los Yangel Herrera o Carlos Fernández, pero también para dar salida, sea de la forma que sea, a jugadores como González o Bernardo, que llegaron por petición de Diego Martínez, en el caso del segundo, o promocionaron al primer equipo procedentes del Recreativo, caso del primero, pero que no han tenido el rendimiento esperado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *