El Pleno del Parlamento de Andalucía ha aprobado el nuevo decreto por el que se adoptan medidas urgentes para los sectores de establecimientos hoteleros, apartamentos, campamentos y complejos turísticos rurales.

“La finalidad no es otra que dar respuesta a las necesidades de financiación. Es el momento en el que tenemos que estar al lado del sector y que cuenten con nuestras ayudas, de la manera más ágil posible. De esta forma poder hacer frente a la temporada de verano. Es el momento de estar al lado del sector”, ha asegurado el vicepresidente de la Junta y consejero de Turismo, Regeneración, Justicia y Administración Local, Juan Marín.

La primera línea está destinada a los establecimientos hoteleros. Se concede una ayuda de 200 euros por cada una de las plazas de los establecimientos hoteleros ubicados en la comunidad y que consten en el Registro de Turismo de Andalucía. La cuantía de la ayuda podrá ascender hasta los 200.000 euros. Esta medida cuenta con un presupuesto de 60 millones y en menos de una semana ya se han registrado 603 solicitudes.

La segunda de las líneas va dirigida a apartamentos turísticos y se concede 80 euros por cada una de las plazas de los establecimientos ubicados en la comunidad que se encuentren en el RTA a 13 de marzo. La cuantía máxima a percibir podrá ascender hasta 50.000 euros y contará con un presupuesto de nueve millones de euros. Ya se han presentado 185 solicitudes.

La tercera línea de ayuda está destinada a campamentos de turismo y complejos turísticos rurales ubicados en Andalucía. Así, para las áreas de pernocta de autocaravanas, la ayuda será de un importe fijo de 3.000 euros. Para los campings y complejos turísticos rurales, en función del número de trabajadores por cuenta ajena de alta en la Seguridad Social. Hasta nueve empleados el importe será de 10.000 euros y con diez o más 20.000. La ayuda cuenta cuenta con un presupuesto de tres millones de euros y ya se han registrado 42 solicitudes.