El Granada abrió la jornada 18 de la Liga Santander visitando a la SD Eibar en el municipal de Ipurua en busca de cerrar el año de la mejor manera posible y sumar 3 puntos de vital importancia para el cuadro de Diego Martínez, sin embargo fue un partido muy complicado en el cual el Granada nunca encontró su juego y desaprovechó oportunidades de gol muy claras que resultaron en una goleada de 3-0 a favor del equipo vasco.

El equipo nazarí llegaba con muchas bajas entre las que destacaba la del mediocampista Yangel Herrera que quedó fuera de la convocatoria por la lesión que sufrió entre semana en el partido de copa contra el Hospitalet.

Apenas al minuto de juego Takashi Inui tuvo la primera oportunidad para abrir el marcador a favor de los vascos, pero su disparo salió muy desviado de la portería de Rui Silva, el Granada respondió al minuto 5 a través de una gran jugada de Álvaro Vadillo con Roberto Soldado que mandó un gran servicio al área chica, sin embargo ni Antonio Puertas ni Carlos Fernández pudieron aprovechar el gran servicio del valenciano.

El partido comenzó a tornarse muy parejo en los primeros minutos, los dos equipos trataban de adueñarse de la pelota pero sin generar peligro en los arcos rivales, los locales se empezaron a acomodar mejor en la cancha y a controlar las acciones del juego, a los 20 minutos Sergi Enrich aprovecharía el gran momento del Eibar en el partido y pondría al frente del marcador a los blaugranas con un gran remate en el área de los nazaríes que dejó sin oportunidad a Silva.

El gol le cayó a los granadinos como un balde de agua fría, no reaccionaban en el partido y el Eibar se sentía cada vez más cómodo sobre la cancha de Ipurua, a los 26 minutos llegó el segundo mazazo para los visitantes por conducto de Kike García después de un cobro de falta mal cobrado que el Granada no pudo despejar y le dejó la oportunidad a Edu Expósito para dar un excelente servicio que el de Cuenca no desaprovecharía para aumentar la ventaja de los locales.

Al minuto 31 el daño pudo ser peor, pero el guardameta portugués salvó al Granada del tercero con una gran atajada después de un remate acrobático de Escalante, en esa misma jugada el autor del segundo gol Kike García tendría que retirarse de la cancha debido a una lesión. Los locales se apoderaron de la primera parte y el Granada no encontró el rumbo y las variantes para poder remontar la situación.

La segunda mitad parecía que iniciaba con la misma tónica con la que terminó la primera, con un Eibar buscando el tercer gol y un Granada que buscaba a toda costa recortar distancias lo más pronto posible, los granadinos seguían sin encontrar el rumbo y las sensaciones eran negativas ya que estaba más cerca el tercer gol de los locales que una posible reacción visitante.

El partido se volvía ríspido y trabado, Diego Martínez mandó a la cancha al colombiano Adrián Ramos con la intención de ser más agresivos al ataque, pero la saga defensiva del Eibar no permitía oportunidad alguna para los nazaríes, aún así los granadinos no desistieron en su intento de acortar distancias y comenzaron a controlar mejor la media cancha, pero sin generar peligro en el arco de Marko Dmitrović.

A falta de 8 minutos para terminar el partido, Darwin Machís le puso emoción con un potente zurdazo que fue a parar al larguero de la portería del equipo vasco, Álex Martínez también estrelló una pelota en el palo a falta de 5 minutos, eran los mejores minutos en el partido del cuadro visitante, cuando parecía que el Granada podría encontrar el gol del descuento llegó una descolgada de Charles que sirvió para Inui quien ante la salida en falso de Rui Silva aprovechó la oportunidad para marcar el tercero de los locales y finiquitar el partido en Ipurua.

Pablo González Fuertes dio final a un partido de pesadilla para el Granada que no supo jugarle a un Eibar muy decidido e intenso en su juego, con este resultado el Granada se estanca en la novena posición con 24 puntos y liga su segunda derrota consecutiva cerrando un año inolvidable para los nazaríes.

Estadio: Municipal de Ipurua

Alineaciones:

SD Eibar: Marko Dmitrović, Álvaro Tejero, Paulo Oliveira, Pedro Bigas, Cote, Pedro León, Gonzalo Escalante, Edu Expósito, Takashi Inui, Kike García (Charles Dias), Sergi Enrich (Quique González)

Entrenador: José Luis Mendilibar

Granada CF: Rui Silva, Víctor Díaz, Domingos Duarte, José Antonio Martínez, Carlos Neva (Darwin Machís), Maxime Gonalons, Yan Eteki, Álvaro Vadillo (Adrián Ramos), Antonio Puertas (Álex Martínez), Carlos Fernández, Roberto Soldado

Entrenador: Diego Martínez

Goles:

Sergi Enrich 21′

Kike G. 26′

Inui 87′

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.