proyecto-hombre-granada-malditas-ganas

Proyecto Hombre Granada se dirige, en una nueva campaña de sensibilización, a las personas con un problema serio de adicción con la cocaína pero cuyo problema de adicción no ha llegado a deteriorar gravemente el desarrollo de sus vidas. Por ello, se quiere dar a conocer el Programa Nocturno de Apoyo. Una intervención ambulatoria, tanto individual como grupal, adaptada a sus necesidades. El programa busca la consecución de los objetivos terapéuticos y permite que las personas que lo hacen estén integradas en sus estructuras familiares, sociales y laborales. Además, el programa contempla un plan de apoyo para familiares.

Malditas ganas. Deja de aparentar

A través de cuatro spots para redes sociales y medios de comunicación, la campaña diseñada por el despacho de comunicación “Delatorrearaus.com”  se centra en apelar a las personas con esta problemática y lograr hacerles reflexionar  para que dejen de aparentar una normalidad y acudan a  Proyecto Hombre Granada.  El consumo continuado de cocaína conduce a la dependencia y a la aparición del craving, es decir, al intenso deseo de repetir el consumo de cocaína después de un período de abstinencia, tanto para experimentar de nuevo con los efectos placenteros como para contrarrestar los depresivos y ansiógenos propios de la carencia de la droga. De ahí que la campaña lleve por nombre “Malditas Ganas”.

La campaña quiere también romper estereotipos respecto a la organización

Proyecto Hombre Granada trata problemáticas actuales y reales. Respeta la privacidad de sus usuarios y usuarias. Además, fomenta y trabaja para que las personas acudan y se pongan en tratamiento antes de sufrir problemáticas agudas con consecuencias irreversibles. En nuestra provincia hay un problema real con la cocaína y la sociedad granadina debe estar unida para no enjuiciar, no prejuzgar, no señalar  y sobre todo ayudar.

Para lograr estos objetivos y romper estereotipos la campaña cuenta con el apoyo y presencia en sus vídeos de artistas de la talla de David Mora y Diana Navarro, empresarios como Antonio Martín de Grupo Abades, el juez de vigilancia penitenciaria Pedro Joya, el enfermero de urgencias Javier Sierra, el presidente de la Unión Deportiva Estrellas Chana Barrio y el grupo de Vocalías de Caridad de las Hermandades y Cofradías de la Semana Santa de Granada.

2020. Un año y muchas cifras

Durante 2020 Proyecto Hombre Granada atendió a 1150 personas en cualquiera de sus programas de tratamiento ambulatorio o residencial, atención a familias y primeras demandas. Se concedieron 55 altas terapéuticas a personas que comenzaron alguno de sus programas de tratamiento y lograron la consecución de los objetivos terapéuticos marcados durante el proceso.

La edad media de atención en sus centros es de 41 años y suelen ser hombres. El 17,7% de las demandas de tratamiento fueron por parte de mujeres, tendencia que se incrementa respecto al año anterior (14,2% en 2019). Aún sigue siendo difícil llegar a las mujeres que necesitan realizar programas de tratamiento de adicciones. El 41,2% de las personas que demandaron tratamiento fue por adicción a la cocaína, un 40,4% al alcohol, un 14,4% al cannabis y el resto por otras. 

El primer contacto con las drogas de las personas que demandan tratamiento representan el 56,1% en edades comprendidas entre 13 y 16 años. Resulta alarmante que el 13,4% hayan tenido su primer acercamiento a las sustancias entre los 10 y los 12 años. 720€ es el gasto medio mensual en sustancias entre las personas que demandan tratamiento. El 17,8% gastaron más de 1500€, alcanzando un máximo de 9000€ gastados en un solo mes por una persona. Estos casos son excepcionales pero nos muestran lo que puede llegar a hacer una persona cuando no controla su propia vida.