El Ayuntamiento de Granada y la Federación de Comercio han presentado un proyecto piloto para instalar toldos vegetales en la calle Alhóndiga, como atractivo comercial y mejora del medio ambiente, según ha afirmado el concejal de Comercio, Manuel Olivares. La iniciativa, que necesita el visto bueno de Urbanismo y de Cultura de la Junta de Andalucía, es fruto de un convenio de colaboración firmado en marzo entre ambas instituciones.

En la comparecencia informativa el edil de Comercio ha estado acompañado por la presidenta de la Federación Provincial de Empresarios y Autónomos de Comercio de Granada, María Castillo; el profesor de Física Aplicada de la Universidad de Granada, Jerónimo Vida, y la arquitecta Paloma Baquero, miembro del estudio de arquitectura ‘Serrano y Baquero’, que ha colaborado en el diseño del proyecto.

Con una superficie de actuación de 950 metros cuadrados y casi 3.000 plantas, el sistema de toldos posibilita la cobertura vegetal lineal de la calle Alhondiga. Se trata, según ha explicado Paloma Baquero, de una “estructura mínima que apenas tenga impacto visual y que pueda ir siendo colonizada por la vegetación” cuyo diseño, ha añadido, “está inspirada en elementos de nuestra tradición, concretamente en el Corral del Carbón y la Alhambra, que están presentes en el imaginario colectivo de todos”.

Por su parte, María Castillo, quien ha valorado a la contribución de la iniciativa a la “consolidación y el apoyo al comercio local”, se ha referido a las características de la planta que se va a colocar, el jazmín persa. “Es una planta trepadora de rápido crecimiento, no ensucia demasiado, no tiene problemas de plagas, tapiza bien pero sin que sea opaco, no genera alergias y su mantenimiento es bastantes sencillo”, ha concluido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *