sebastian-perez-pp

Vuelven las tormentas a la Plaza del Carmen. Sebastián Pérez, el que fuera presidente del Partido Popular de Granada durante más de una década, ha arremetido contra el actual alcalde de la capital, Luis Salvador, al que ha calificado como “mentiroso compulsivo”. Además, ha amenazado con expulsarlo del poder mediante una moción de censura.

“Luis Salvador no va a continuar siendo alcalde”. Así de contundente se ha mostrado el propio Sebastián Pérez ante los medios de comunicación, donde ha dejado entrever su apoyo a un transvase de la alcaldía hacia el socialista Francisco Cuenca. “Hay gente del PP que me ha pedido que lo vote a él (Cuenca) antes que seguir con este desastre”, ha revelado Pérez haciendo referencia a la gestión actual del naranja Salvador.

Sin embargo, el objetivo principal del hasta hoy político popular no sería el de entregarle en bandeja el Ayuntamiento al PSOE. Pérez le ha exigido al Partido Popular que “rectifique” y que le retire el apoyo a Luis Salvador y, por tanto, que abandone el Gobierno granadino. El concejal no adscrito del Consistorio también ha dejado la puerta abierta a que sea el propio Salvador el que decida dar un paso al lado para elegir a un nuevo alcalde popular, manteniendo el pacto de las tres derechas (PP+Ciudadanos+VOX).

Aunque no hay una fecha exacta, Sebastián Pérez ha comunicado esperar “movimientos” por parte de su expartido en “un mes o un mes y medio”. En el caso de que los populares hagan caso omiso de las amenazas del expresidente provincial, la moción de censura podría ser una realidad con el apoyo del propio Pérez, el PSOE y Podemos – IU. Así, Francisco Cuenca regresaría al sillón de regidor de la Casa Consistorial tras su salida en 2019.

Sebastián Pérez deja el PP

Tras prácticamente siete meses de silencio tras su marcha del equipo de Gobierno local, Sebastián Pérez ha anunciado que abandona el Partido Popular a causa del fallido pacto del 2+2 y sus consecuencias en su vida política. Después de 35 años como popular, Pérez ha presentado su dimisión ante Pablo Casado, denunciando “un trato vejatorio, humillante e inhumano” por parte de algunos de sus compañeros de las direcciones regional y nacional. “Me han traicionado”, ha aseverado Pérez.

Según ha asegurado él mismo en todo momento, Sebastián Pérez y Luis Salvador habrían acordado hace dos años una alternancia en la alcaldía granadina para evitar el gobierno socialista. De este modo, al expopular le habría tocado deste este año finalizar el mandato como alcalde tras los dos primeros años de Salvador al mando. El actual regidor naranja siempre ha negado esta opción, por lo que Pérez le ha acusado de mentir.

“El alcalde es una vergüenza para los granadinos. No tiene dignidad y no puede seguir mofándose de los granadinos. Yo voy a encontrar catorce concejales. Que los busque él también. Salvador es un farsante político”, ha añadido Sebastián Pérez. Más que a competir, como rezaba el lema de campaña de Ciudadanos, Granada sale a combatir.