andre-ferreira

Ya es oficial, André Ferreira será nuevo meta nazarí para las dos próximas temporadas. Y la verdad es que no le ha ido mal al Granada CF con los porteros portugueses en los últimos años. Rui Silva fue el arquero que consiguió el ascenso a Primera División y la histórica clasificación para la Europa League. Tras su marcha al Real Betis Balompié tras acabar contrato, le reemplazó en el puesto otro lusitano como Luis Maximiano, una de las grandes sensaciones de la última temporada.

Pese a que no pudo evitar el descenso a Segunda División, la Lazio se fijó en ‘Max’ y pagó cerca de diez millones de euros por su traspaso. Con la salida además de Aarón Escandell, las vacantes de portero eran prioritarias para cubrir. El primero en aterriza en la ciudad de la Alhambra fue Raúl Fernández, que volvía a uno de sus ex equipos.

El meta vasco competirá con André Ferreira, quien llega procedente del Paços de Ferreira tras alcanzar un acuerdo de traspaso. El portero de 26 años se formó en «las categorías inferiores de Boavista y Benfica, y disputó su primera temporada en la máxima categoría portuguesa en la 2018/2019 con el Desportivo Aves» recuerda el Granada en su comunicado. La operación se ha cerrado por una cuantía cercana al millón y medio de euros.

«Tras dos temporadas en el Santa Clara, recaló en el Paços de Ferreira, en el que ha sido el guardameta titular. Con este equipo portugués disputó la previa de la UEFA Conference League. En total, André Ferreira acumuló el pasado curso 36 partidos entre Liga, Copa de la Liga y Conference League. Con un bagaje de 12 porterías a cero, ha sido uno de los porteros más destacados en el panorama portugués».