Último día en fase cero y ya muchos pensando en cambiar a fase II en solo una semana. Fue el anhelo del alcalde de Granada y el deseo del presidente de la Junta de Andalucía, conseguir que todas las provincias andaluzas pasaran al siguiente nivel el próximo lunes 25 de mayo. Sin embargo, el ministro de Sanidad Salvador Illa se ha encargado de eliminar esas falsas esperanzas.

En rueda de prensa, Illa aseguraba que “en principio, las unidades territoriales que progresan de fase tienen que permanecer 14 días en esta fase, es el período máximo de incubación. Y es el criterio de prudencia para ver cómo afectan las medidas nuevas a la evolución del virus. Es el criterio general que vamos a intentar respetar siempre, a no ser que haya cuestiones muy excepcionales que permitieran reconsiderarlo. Pero, en principio, cada provincia que progresa a una fase tiene que permanecer 14 días en la misma”, recalcaba en su alocución.

Esto quiere decir que tanto Granada como Málaga no cambiarían de nivel hasta el próximo mes de junio, arrastrando un desfase con el resto de provincias andaluzas. Siempre y cuando cumplan con todos los indicadores marcados por el Gobierno.

Prohibidos los viajes entre provincias hasta la nueva normalidad

Por otra parte, Salvador Illa quiso aclarar que los viajes entre provincias “no están permitidos hasta la nueva normalidad”. Dicho de otro modo, hasta el fin del estado de alarma. El ministro de Sanidad pedía “máxima prudencia para evitar que, de haber un rebrote pudiera extenderse a otras unidades territoriales. Así que no hay posibilidad de movilidad entre las provincias de Andalucía hasta la nueva normalidad”. Un nuevo revés para Granada y Andalucía.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *