Beatriz Sánchez Agustino

El Grupo Municipal de VOX ha solicitado que se elabore un estudio del impacto socioeconómico y un informe de medidas alternativas a la Zona de Bajas Emisiones (ZBE) para tener en consideración la actual coyuntura económica de los granadinos y poder implantar medidas compensatorias para los
negocios y particulares afectados por las restricciones en la movilidad de los vehículos.

Beatriz Sánchez Agustino, portavoz de VOX, ha insistido en que «la ZBE posee un claro afán recaudatorio y constituye una medida de presión contra los vecinos de Granada que atraviesan una situación económica muy complicada, y pocas familias con un sueldo medio pueden permitirse comprar un coche eléctrico, por lo que serán los ciudadanos con las rentas más bajas quienes van a sufrir en sus bolsillos esta medida y, por ello, proponemos una compensación a los afectados como puede ser una
reducción del Impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica«.

Beatriz Sánchez Agustino
Foto: Vox España

En VOX «nos planteamos muchas dudas en torno a la ZBE y las medidas que se están adoptando, dado que aún no se ha aprobado el reglamento para aplicar la Ley”.

La portavoz de VOX, además, ha recordado que “se tienen que modificar muchas ordenanzas municipales para implantar la ZBE que afectan, entre otras, a la zona ORA de aparcamiento en vía pública, el acceso a carriles restringidos, la zona de carga y descarga, taxis, transporte escolar e incluso las ordenanzas fiscales”.